Máquinas eléctricas en acción: sencillas, eléctricas y sin emisiones

Las máquinas para la construcción zero emission de Wacker Neuson impresionan en el centro urbano de Viena.

Como parte de un proyecto de construcción privado, en el que se está construyendo un complejo de bloques de pisos, un edificio de oficinas y un hotel, las instalaciones exteriores se están diseñando con la ayuda de la serie zero emission de Wacker Neuson. Desde vibradores internos hasta apisonadores y planchas vibratorias, dumpers y miniexcavadoras, las máquinas y equipos eléctricos utilizados en una ubicación central de Viena han demostrado que son ideales para un práctico uso diario, al mismo tiempo que representan flexibilidad, así como protección del operador y del medio ambiente.

¿Unas obras de construcción sin emisiones de gases de escape y con unas emisiones de ruido extremadamente bajas? No es ninguna visión futurista, sino una realidad. En este proyecto de construcción en el centro de Viena, no lejos de la estación de tren principal, las soluciones zero emission han demostrado que brindan toda la potencia en el uso diario. Para ello, la empresa constructora encargada de ejecutar el proyecto, Swietelsky AG, confía en las máquinas eléctricas de Wacker Neuson: «Como parte de nuestro compromiso con una mayor sostenibilidad en la construcción, queríamos reducir progresivamente las emisiones de CO2 y también las emisiones de ruido, sobre todo en las zonas del centro de la ciudad», afirma Karl Weidlinger, presidente de la junta directiva de Swietelsky AG.

Sin emisiones y con menos ruido, sin renunciar a nada

Desde vibradores internos para la compactación del hormigón hasta excavadoras de 1,7 toneladas totalmente eléctricas, en la obra de Viena se utilizó casi toda la gama de productos zero emission de Wacker Neuson.

«Nuestras máquinas eléctricas nos permiten cubrir numerosas opciones de aplicación», afirma Alexander Greschner, director de ventas de Wacker Neuson Group. «Esta aplicación en Viena demuestra que nuestras soluciones zero emission son ideales no solo para aplicaciones especiales, sino también para las tareas diarias en obras situadas en el centro de la ciudad. Con nuestra amplia gama de productos, somos pioneros en el sector».

Con hasta un 90 por ciento menos de emisiones de CO2 (cuyo cálculo ya incluye la producción de baterías y la generación de energía), las máquinas eléctricas no solo hacen que trabajar en la obra sea más agradable, sino que también contribuyen a alcanzar los objetivos climáticos. En Viena, las excavadoras, los dumpers, las cargadoras sobre ruedas y el resto de equipos eléctricos extremadamente silenciosos también impresionaron a Swietelsky por su fácil manejo en la práctica: todas las máquinas se pueden cargar durante la noche y la batería dura una jornada laboral normal. «Los productos eléctricos de Wacker Neuson ofrecen numerosas ventajas», explica Mario Lang, capataz de Swietelsky AG. «Con ellos podemos reducir los costes operativos y proteger aún mejor a los operadores. Nos impresionó especialmente la facilidad de uso y la fluida interacción de las máquinas y los equipos. Nada impide el uso de las máquinas eléctricas de Wacker Neuson en otras obras».

Sin emisiones desde la compactación hasta el transporte de materiales

El proyecto de construcción incluirá instalaciones al aire libre, parques infantiles, asientos, aceras y zonas de carga. Para ello, se tendieron cables, se crearon espacios verdes, se prepararon caminos y se colocaron cimientos de hormigón. Para los trabajos de excavación se utilizó la miniexcavadora EZ17e a batería. Wacker Neuson utiliza la tecnología de iones de litio de alta calidad desde hace años, ya que permite que la máquina cumpla con los elevados requisitos en cuanto a autonomía, durabilidad, seguridad y robustez. La generosa capacidad de la batería garantiza que las funciones hidráulicas estén disponibles durante toda una jornada laboral con el mismo rendimiento que el modelo convencional. El operador puede consultar el estado de la máquina en cualquier momento a través del display de 7 pulgadas, por ejemplo, el nivel de carga actual y el tiempo de uso restante. Se puede cargar en solo cuatro horas con una toma de corriente doméstica (110-230 voltios) o mediante una carga rápida con alta tensión (hasta 415 voltios). El material excavado se transporta mediante el dumper eléctrico DW15e. En comparación con el modelo convencional, las emisiones de ruido se han reducido en más de 20 decibelios a 60 db (A)* decibelios, lo que corresponde aproximadamente al volumen de una conversación normal.

En el transcurso de la compactación del suelo, se utilizaron tanto el apisonador a batería AS60e como dos planchas vibratorias a batería. Además, el vibrador interno de alta frecuencia IEe compactó de manera fiable el hormigón para los cimientos del parque infantil. La batería se inserta en la mochila del convertidor (ACBe). Como resultado, el usuario lleva la fuente de alimentación en la espalda y ya no son necesarios los largos cables de alimentación, lo que aumenta la seguridad y ofrece una nueva libertad de movimiento y un alto nivel de confort en el uso. Todos los equipos de compactación zero emission de Wacker Neuson, es decir, los apisonadores a batería, las planchas a batería y los vibradores internos, funcionan con la misma batería modular de iones de litio. Dicha batería puede cambiarse por una segunda batería en un abrir y cerrar de ojos o cambiarse entre los equipos, lo que aporta un plus en flexibilidad en el día a día de la obra. La batería y el cargador están protegidos de la suciedad y los daños en las cajas de sistema de la marca Systainer, que han sido certificadas por la ONU especialmente para Wacker Neuson. De este modo, la batería se puede transportar y almacenar de forma segura conforme a las directrices ADR/RID.