CATERPILLAR expande sus ofertas semiautónomas y de control remoto con nuevas capacidades de CAT® Command .

Con más de 30 años de experiencia en equipos autónomos, Caterpillar anuncia la expansión de Cat® Command a una gama más amplia de maquinaria de construcción. Cat Command presenta una línea de tecnologías semiautónomas y de control remoto, que van desde la compactación asistida por ordenador hasta operaciones de carga, explanado y excavación.

Con tecnologías escalables creadas para satisfacer con flexibilidad las necesidades de los clientes, Cat Command contribuye a mejorar la seguridad y aumentar la productividad para diversas aplicaciones. El control remoto permite una maniobrabilidad completa de la maquinaria desde una distancia segura cuando se trabaja en entornos potencialmente peligrosos. Al retirar el operador de la cabina, también se eliminan la las vibraciones que la máquina transmite al operador, lo que reduce la fatiga. La tecnología expande el funcionamiento de la maquinaria a un grupo más amplio de potenciales operadores mediante su “cabina virtual”, que ofrece fácil acceso a las personas con limitaciones físicas y contribuye a afrontar situaciones presentes y futuras de escasez de mano de obra.

Un único operador puede controlar varias máquinas rápida y fácilmente, de una en una, o cambiar de ubicación de trabajo sin desplazarse de la oficina a la máquina, lo que mejora significativamente la eficiencia y reduce el tiempo y los costes de desplazamiento. El control remoto hace posible la producción continua inmediatamente después de un proceso disruptivo como una voladura o en condiciones climatológicas que normalmente detendrían las operaciones.

Control preciso

Los controles de la estación y la consola Cat Command están plenamente integrados con los sistemas electrónicos e hidráulicos de las máquinas para una respuesta rápida y un control fluido. Los comandos operativos se envían directamente a la electrónica de la máquina a través de un transmisor/receptor dedicado, lo que permite el control en tiempo real. Dado que el sistema es un kit diseñado para la máquina y totalmente integrado que instala el distribuidor, en lugar de un complemento de posventa, Cat Command se puede cambiar rápidamente entre máquinas similares para aportar al cliente mayor flexibilidad en la maquinaria.

La consola Cat Command de línea de visión se suministra completa con una consola de control compacta y ligera que se sujeta con un cómodo arnés de hombro. La consola de Command controla todas las funciones de la máquina y permite que el operador trabaje de forma cómoda y segura alejado de ella, mientras se mantiene sobre el terreno y en contacto visual directo con el equjipo. Esta solución no necesita infraestructura de comunicaciones sobre el terreno y es ideal para el uso de emergencia y a corto plazo cuando se encuentra una zona de trabajo potencialmente peligrosa.

La estación Cat Command ofrece la flexibilidad de estar sobre el terreno para trabajar con línea de visión o encontrarse a miles de kilómetros para aplicaciones sin línea de visión. La estación incluye una “cabina virtual” modular y personalizada donde el operador se sienta cómodamente frente a los controles y pantallas de la máquina, similares a los que hay en el interior de la cabina del operador. La estación Command, que ofrece un entorno de trabajo mejorado, permite a los operadores trabajar durante más tiempo sin cansarse; además, un operador puede controlar varias máquinas de manera remota, de una en una, desde una única estación.

Compactación asistida

La tecnología semiautónoma de Cat Command para la compactación automatiza la compactación del suelo para ayudar a los contratistas a cumplir los estándares de compactación más elevados. Al automatizar el proceso, permite que operadores con cualquier nivel de experiencia ofrezcan resultados de calidad uniforme. Command para compactación está disponible en forma de kit que instala el distribuidor en compactadores de suelo Cat nuevos y de serie B.

Sin necesidad de diseños de oficina, el operador no tiene más que utilizar la intuitiva pantalla de la cabina, con una interfaz táctil, para elaborar rápidamente un mapa de los límites de la zona a compactar. El operador, entonces, introduce los parámetros de compactación y ajusta la máquina en automático. El sistema controla automáticamente la propulsión, la dirección, la vibración y la superposición de compactación del compactador. Para complementar la concienciación sobre seguridad del operador, un sistema integrado de detección de objetos alerta al operador de los obstáculos en la ruta del rodillo.