En la región más fría y menos poblada de Noruega, los clientes de CASE Construction Equipment luchan contra los elementos para mantener las carreteras libres de nieve. En los condados de Finnmark y Troms, ubicados en el círculo polar ártico, las cargadoras de neumáticos CASE de la serie G comienzan su labor para mantener la movilidad de la región durante los meses de invierno.

“Definitivamente hemos encontrado un nicho de mercado al que las cargadoras de neumáticos de la serie G de CASE aportan su experiencia”, aclara Kathrine Dagenborg, directora de Marketing del concesionario de CASE en Dagenborg. “Muchos contratistas se acercan a nosotros concretamente por el equipo quitanieves para gestionar los contratos que tanto el gobierno noruego como contratistas privados les han concedido.

Las cargadoras de neumáticos de CASE de la serie G se adecuan perfectamente a esta labor. Hemos modificado las máquinas para equiparlas con una palanca joystick especial que suministra aceite directamente al equipo para nieve, proporcionado la potencia y control que los operadores necesitan para trabajar en este exigente entorno. También equipamos las máquinas con luces LED adicionales, lo que permite a los operadores trabajar durante ventiscas muy severas”.

Contratistas, como Hammerfest Budservice, cuentan con la ayuda de Dageborg desde hace varios años. Ulf Brynjulfsen, director de Hammerfest Budservice nos habla sobre las características de los trabajos que su equipo lleva a cabo: “Somos una empresa pequeña, pero hemos tenido la suerte de conseguir contratos importantes con el gobierno y las autoridades estatales durante los meses de invierno. Si nieva, tenemos que haber limpiado las carreteras antes de las 7:00 para que los negocios y los habitantes de la zona puedan ponerse en marcha.

Debemos de trabajar rápido para finalizar el trabajo, así que la velocidad es de vital importancia. Utilizamos nuestra cargadora de neumáticos CASE 721G durante la noche y, desde finales de invierno de 2018, ya llevamos acumuladas 1400 horas. Esta máquina es la más potente que jamás hayamos utilizado, pero al mismo tiempo es muy versátil. Durante los meses de verano, la empleamos para realizar otro tipo de tareas completamente diferentes, como trabajos de elevación y carga, permitiéndonos así sacarle rendimiento económico durante todo el año. Su fiabilidad también es clave. Pese a que nuestro distribuidor esté situado a 550 km en Tromsø, contamos con su apoyo siempre que lo necesitamos y recibimos las piezas rápidamente”.
En Tromsø, el contratista Harald Nielssen utiliza una flota de siete máquinas CASE para labores de limpieza de nieve, entre las que se encuentra una cargadora de neumáticos CASE 821G: “Llevo utilizando las cargadoras de neumáticos de CASE desde 1984”, comenta el propietario de Harald Nielssen. “Pero los modelos de la serie G de CASE llevan los trabajos de quitanieves a otro nivel. Tuve la suerte de ser uno de los primeros en probar los nuevos modelos cuando se presentaron en París e hicimos un pedido poco después. Cuando trabajas a temperaturas bajo cero, necesitas una máquina que te inspire fiabilidad. Podemos estar en mitad de la noche con la nieve cayendo delante de nosotros, pero las máquinas siempre arrancan, sin importar el frío que haga.

He probado otros modelos de cargadora de neumáticos de la competencia, pero las máquinas de CASE son las más fuertes. Trabajamos en estacionamientos, en carreteras y en empresas de gestión de residuos donde la gran cantidad de tráfico implica con frecuencia que la nieve se compacte. Dagenborg equipó a nuestras máquinas con unas palas quitanieves de 5,8 m y un sistema de cadenas para nieve System 3000. Somos capaces de rascar las capas más duras y gracias a esto recortamos una hora de media al día en cada trabajo. Cuando vamos con la CASE 821G podemos observar verdaderamente la eficacia de esta máquina tan grande”.

Para Svend Ingvar Larsen, propietario de Larsen Maskin & Transport AS, la cabina es lo más importante: “La limpieza de nieve es un trabajo exigente. Hay que concentrarse mucho durante largas horas y puede resultar agotador para los operadores. Literalmente, viven en la cabina durante su jornada laboral, así que tenemos que hacer que estén lo más cómodos posible. La buena visibilidad en la zona posterior y en los laterales de la cabina reduce el movimiento del operador y su cansancio. Cuenta con una visión sin obstrucciones del terreno en la parte trasera y pueden hacer un seguimiento de la duna de nieve a medida que esta se va amontonado.

Gracias a que la CASE 721G es una máquina muy potente, los operadores tardan menos tiempo en finalizar cada trabajo. En los últimos 15 años hemos empleado 40 máquinas de CASE y utilizamos nuestras cargadoras de neumáticos durante todo el año. Preferimos llevar a cabo las tareas de barrido, gestión de material y nivelación con una cargadora de neumáticos en lugar de con una excavadora, puesto que, a pesar de que estas máquinas sean grandes y potentes, también son versátiles”.

Sture Hagfors, dueño de Fundamentering & Graving en Tromsø comenta que su CASE 721G contabiliza 250-300 horas por mes en tareas de limpieza de nieve desde que recibieron una máquina de demostración pasado invierno. “Hemos utilizado máquinas de la competencia en el pasado y no ha resultado difícil acostumbrarse a disposición diferente de las máquinas de CASE. Nuestros operadores describen las máquinas como tranquilas, potentes y fáciles de usar, exactamente lo que necesitas cuando trabajas en las duras condiciones a las que nos enfrentamos cada día.

Se me soltó una sonrisa cuando adelanté a una máquina de 19 toneladas de la competencia con mi CASE 721G de 15 toneladas. Es muchísimo más potente que las máquinas de la competencia que hemos utilizado y estas ventajas redundan directamente en beneficio de mis clientes ya que puedo hacer el trabajo más rápido. También usamos la función de bloqueo entre trabajos que nos permite ahorrar incluso más tiempo”.

“Muchos de nuestros clientes llevan con nosotros desde hace varios años”, afirma Dagenborg. “Lo que pone de manifiesto, más que nada, la calidad de los equipos y el gran nivel de servicio que reciben por nuestra parte. La fiabilidad, potencia y confort son los factores clave que impulsan a adquirir una cargadora de neumáticos CASE y, como distribuidores exclusivos de CASE en la zona, nos aseguramos de que nuestros clientes reciben todo esto y más”.